Archive | enviar flores por internet RSS feed for this section

Clavel en el ojal

3 Abr

Que las flores son un signo de elegancia y distinción es algo que escapa a pocas personas. Flores para adornar espacios, para regalar para y para dar ese toque diferente a las personas. Se utilizan en bautizos, comuniones, bodas, funerales… como elementos muy importantes de estas celebraciones. Ya desde la revolución francesa comenzó ese gusto por estar muy cerca de las flores y que los caballeros llevaran encima una flor en el ojal, un clavel, en un primer momento para “enseñar” su distinción y su elevada clase social. Del clavel se pasó a otro tipo de flores como orquídeas o rosas. Oscar Wilde, Chaberlain o Churchill o Napoleón han sido algunas de las celebridades que lucían y mostraban orgullososclavel-en-el-ojal las flores en los ojales de su chaquetas.

Algo ha cambiado porque ya no es un signo de clasismo ni de diferencia social pero las flores siguen un objeto de deseo y casi de culto para muchas personas. Aparecen en los momentos más especiales de nuestras vidas como cumpleaños, aniversarios, celebraciones o momentos muy especiales como el Día de la Madre.

Nos alegran la vida, nos hacen sonreír, nos hacen disfrutar y nosotros las cuidamos, las mimamos y las regalamos. Rosas con largos tallos y grandes capullos, liliums con perfumadas cabezas, coloridos claveles, juveniles margaritas, exóticas orquídeas, personalísimas cestas para transmitir esos sentimientos tan bonitos y tan especiales que nos salen desde muy adentro, sentimientos de amor, de cariño, de pasión, de amistad o de agradecimiento.

Por eso enviar o regalar flores es un acto que no pasa de moda y que sigue siendo una tradición que rodea a los momentos más especiales. Recuerda que puedes hacerlo fácilmente en esta web.

Flores en las bodas

12 Dic

A la hora de organizar una boda, un elemento importantísimo que hay que tener en cuenta y con el que hay que jugar en la decoración son las flores. Se debe pensar en una boda como una ceremonia compleja, en el que entran mucha variables y muchos pequeños detalles que, dentro de lo posible, hay que tratar de controlar.

Como conceptos globales de partida se puede decir que los colores claros como el blanco, los colores crema o grises, amarillentos, son colores más clásicos que ofrecerán una mayor facilidad a la hora de realizar combinaciones y, normalmente, combinarán casi siempre con el vestido de la novia.

También es muy importante el entorno en el que se celebrará la ceremonia. Está claro que no es lo mismo realizar una boda en un patio andaluz que en un convento, en una playa o en la montaña. También es fundamental, y posiblemente sirva de punto de partida para casi todo, la estación en la que se va a celebrar y que condicionará los tejidos, los colores, el entorno… Una vez que esto se tiene claro habrá que mirar al interior. El tipo de sala que acogerá el evento y por supuesto todos los elementos unidos al banquete: mantelería, vajilla, iluminación…

Para las ceremonias clásicas el blanco, símbolo de la pureza, la honestidad es el color más utilizado con varias flores como son la rosa, el clavel, el lilium e incluso margaritas. En cuanto al formato, para las mesas redondas, muy de moda en la actualidad, es perfecto el formato de centro con muy poca altura que no intercepte el campo de visión. Otros formatos como el ramo o la cesta de plantas pueden ser utilizados en puntos estratégicos para romper la linealidad, como la mesa presidencial o puntos luminosos en los ventanales.

 

 

El veranillo de San Miguel

3 Oct

Con este nombre se define un hecho poco científico y no demostrado por el cuál, según parece, cada año se repite con más o menos continuidad la llegada de un periodo de tiempo de unos 10 días en el que tras la llegada del otoño, y la consiguiente bajada de temperaturas, estas vuelven a remontar y subir por encima de lo normal, creando un pequeño verano en el otoño. El nombre de San Miguel, usado en España ya que otros países se conoce con otro nombre, se debe a que coincide con los últimos días de septiembre, fecha en la que se celebra San Miguel, el 29 de septiembre. También os conocido como el veranillo del membrillo ya que por estas fechas coincide la maduración de este fruto, el membrillo.

Aunque científicamente no está probado que que este fenómeno meteorológico tenga cierto fundamento si está claramente reconocido por la cultura popular. Probablemente, con este pequeño respiro que nos llega con la subida de las temperaturas, tendremos una de las últimas ocasiones para salir al campo a disfrutar del espectáculo que ofrecen las flores de temporada, a punto de angostarse con la llegada del frío.

Este cambio de estación en el que desaparecen las flores que vienen de la primavera y el verano las plantas y árboles comienzan mostrar sus cambios cromáticos para afrontar el otoño y el invierno ofrecen un espectáculo grandioso, especialmente visible en las zonas arboladas y en las estribaciones de las sierras, que tiñen sus laderas de colores ocres, anaranjados y rojizos, haciendo indispensable una visita en esta época.

Esta ausencia de flores, texturas y fragancias se puede suplir con la gran variedad de flor cortada que se puede encontrar en tiendas especializadas o en las webs especialistas en enviar flores a domicilio a Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia, Bilbao… Ramos de rosas, tulipanes, calas, margaritas, gerberas, lilium, crisantemos. Todo un lujo para los sentidos.

Girasoles

17 Sep

Los girasoles son una de las plantas más comunes y más familiares al viajar por los campos de Castilla. Se trata de una planta y una flor que se ha explotado durante los últimos años para la obtención de aceite de sus frutos y para confituras.

Los girasoles tienen la extraña característica que lo convierte en una flor peculiar. Esta cualidad, que le da su nombre, es la capacidad que tiene la flor para moverse y girar siguiendo la dirección del sol y así tomarlo de la forma más eficaz posible.

En la actualidad el girasol ha pasado de ser un flor cultivada con fines productivos, para la obtención de aceite, ha tener un alto valor como especie ornamental para el mercado de flor cortada o destinada a parques y jardines.

El color de los girasoles varía desde el original amarillo, hasta anaranjados, rojizos o incluso multicolor. Esta variedad cromática convierte a los girasoles en una de las flores más demandas y más consumida en el mercado de flor cortada para enviar flores a domicilio con la elaboración de ramos, bouquets o centros.